Uncategorized

Haiku

Y ya firmada
está la tregua,
su boca en la mía.

Anuncios
Estándar
Uncategorized

Vista nublada.

Dice Charles B.
que le han robado su suciedad.
La mía
en cambio
me tiene atrapada.

Los muelles del colchón
aún me suplican
“Por favor, no te vayas
por favor
no te vayas
no
te
vayas…”

Pero ahora sólo requiero
morfina en vena
y miradas desquiciadas
y labios calientes
y corazones fríos.

Todo perece, cielo,
todo desaparece.
La única bala del revólver.
El último coñac.
El beso que nunca gasto…
y otros finales.

Que no, que no,
que no pretendáis rescatarme.
Os reto en cambio
a que me hundáis
más profundo.

Estándar